Diego Cocca borró a Agustín Orion, el clima interno está agitado y se viene la renovación en Racing

Diego Cocca y Víctor Blanco se juntaron a principio de semana para diagramar el nuevo Racing en una oficina de Puerto Madero. Se sabe que el entrenador no está conforme con el plantel ni tampoco con el rendimiento de los jugadores. En esa charla cumbre -de la que participó Christian Bragarnik, representante del técnico-, se habló de los muchos futbolistas que se irán y de los muchos que se intentará contratar. Y también de Agustín Orion. Cocca no lo quiere y se lo hizo saber al mandamás académico. El DT campeón en 2014 encontró la respuesta que quería. Por eso poco sorprende que haya borrado al ex arquero de Boca, que ni siquiera estará en el banco de suplentes ante San Lorenzo por una determinación personal. Igual, la decisión del técnico obedece más a una toma de postura que a la convicción de darle rodaje a Juan Musso: para el próximo mercado se buscará un arquero de jerarquía. Musso, de 23 años, debutaría en Primera ante el Ciclón. Mirá también Decisiones drásticas en un momento clave para Racing Mirá también El desgarro de Bou suma problemas a la crisis futbolística de RacingEl escenario en Racing es complejo y el término positivo ya no existe. Se dijo: Cocca está molesto con algunos jugadores. Pero la situación se replica a la inversa: los futbolistas están muy enojados con el entrenador. ¿Los dirigentes? Un par respaldan al DT y otros lo miran de reojo, especialmente desde que comenzó a circular nuevamente el apellido Bragarnik por los playones del Cilindro. Los jugadores sienten que Cocca los expone demasiado luego de cada una de las derrotas y que la autocrítica nunca lo incluye. Siempre la culpa es del otro. “¿El técnico jamás se equivocó en los planteos tácticos?”, se preguntan con bronca. Los volantazos de un partido a otro también los pone furiosos. Los jugadores pasan de titulares a quedar afuera de la lista de concentrados sin previas escalas; los cambios son numerosos fecha a fecha.Agustín Orion encontró en Lisandro López a su fiel aliado. Licha salió a respaldarlo la semana que Cocca aseguró que el arquero era uno de los que generaba inseguridad en el equipo. “A Orion lo banco a morir”, avisó el capitán. El técnico tuvo que postergar la determinación de borrar al arquero, cuestión que tiene en mente desde la caída en el clásico ante Independiente. “¿Y si Licha hace un gol contra San Lorenzo y se lo dedica a Orion?”, indagan en la Academia. Mirá también Durísima pena a un exgerenciador de Racing por administración fraudulenta Mirá también Rosario Central goleó a Racing y lo alejó de la peleaLa idea de Cocca trasciende a Orion, a quien rescindirle el contrato que vence a mediados de 2018 no sería sencillo por una cuestión económica. El DT quiere rearmar el plantel, tal como lo hizo cuando llegó en 2014. Tampoco seguirían Pablo Alvarez, Gastón Díaz, Francisco Cerro, Emanuel Insúa, Ezequiel Videla y Brian Fernández. Los que tienen el futuro incierto son Luciano Aued, (se le vence el contrato a fin de año) Iván Pillud y Marco Torsiglieri. Las tentaciones para los mercados: Gustavo Bou, Lautaro Martínez y Marcos Acuña. La lista de refuerzos se pasea en los medios. El número uno es Javier Pinola, por quien ya hubo contactos. Su salida de Rosario Central es compleja. Suenan el defensor Lisandro López (ex Arsenal) y sueñan con repatriar a Sergio Romero (tras ganar la Europa League indicó: “Racing es mi casa, soy hincha. Ojalá pueda volver”) y a Maximiliano Moralez.Este mediodía Diego Cocca ratificará su idea de relegar a Orion. Uno de sus argumentos podría ser resguardarlo de las críticas de los hinchas, pero lo concreto es que el entrenador desde hace semanas viene madurando la decisión de borrarlo.

Fuente