Clooney: casas mellizas y brindis con tequila

Cuenta George Clooney que su esposa no le dejó ponerle a sus flamantes mellizos Casa y Amigo y que por eso se terminaron llamando Ella y Alexander. El chiste tiene que ver con la marca que inventaron hace 4 años con su mejor amigo Rande Gerber, esposo de Cindy Crawford. Bautizaron “Casamigos” a las mansiones mellizas que construyeron en una playa mexicana para pasar ahí sus vacaciones compartidas y también al tequila que empezaron a producir juntos y que acaban de vender por una cifra multimillonaria.Cindy Crawford y su esposo Rande Gerber, un empresario dueño de restaurantes y bares, le mostraban en 2013 a la prestigiosa revista Architectural Digest las villas mellizas que poseían junto a George Clooney al lado del mar en Los Cabos, México. En honor a la amistad, las bautizaron “Casamigos”, como el tequila que lanzaron por la misma época. “Tomamos los cócteles en casa y luego vamos a cenar a lo de George”, aseguraba Cindy. “Al principio hablamos de hacer una gran casa, pero luego nos dimos cuenta que era mejor que cada uno pudiera descansar en la propia”.Gerber y Clooney son amigos y vacacionan juntos desde hace más de 20 años. La top model contaba que ella, su esposo y sus dos hijos pasaban con el actor las Navidades en esa playa de Los Cabos y que les costaba mucho encontrar hoteles libres. Así fue que decidieron contratar a un famoso arquitecto mexicano, Ricardo Legorreta, y construir dos mansiones vecinas e interconectadas a orillas del mar, que sólo se diferenciaran en los toques personales de la decoración y en la pintura. El actor quería también que fueran muy orgánicas y se camuflaran fácilmente con el medio ambiente del lugar.El año pasado Clooney y su esposa Amal decidieron vender la suya y Gerber y Cindy aprovecharon la oportunidad para hacer negocio cuando un rico empresario mexicano les ofreció 100 millones de dólares por las dos casas gemelas.Este miércoles cerraron trato para venderle el tequila Casamigos a una firma británica dueña del whisky Jack Daniels. La revista Forbes indica que cada uno de los tres socios (hay otro millonario del real estate involucrado) pusieron 600 mil dólares cada uno y recibirán 230 millones por cabeza. Después de pagar los impuestos de rigor en USA, estiman que le quedarán limpios a Clooney unos 140 millones de dólares.George relata que quisieron sacar un tequila porque con tantas visitas a México probaron todos y no había ninguno que les cayera bien. El éxito de Casamigos radica quizás en su calidad, pensada para agradar a sus dueños, más que en atraer clientes con el diseño de la botella o la caja. De estos temas de marketing se seguirá ocupando Clooney mientras que Gerber continuará manejando la empresa, como le contó el jueves a Good Morning America, aunque ahora bajo el paraguas comercial de la firma Diageo. El tequila es gran boom entre las bebidas alcohólicas y si le va bien mundialmente a Casamigos en los próximos 10 años, el trío se llevará otros 300 millones.“Esta noche planeo festejar con un shot, o mejor dos”, decía George el miércoles. Ahora parece que los inseparables amigos están buscando terreno en las playas mexicanas para armar otra casa y seguir tomando tequila juntos.Es bueno saber que a veces la amistad paga. Agradecerán los mellizos de George y Amal que van a recibir tremenda fortuna cuando cumplan 21. Será por eso que aunque tienen menos de un mes de vida cada bebé ya tiene su propio guardaespaldas.

Fuente