Caen los últimos “Beatles” del ISIS

Dos de los últimos miembros británicos del comando jihadista del auto proclamado Estado Islámico (ISIS) conocido como “The Beatles” y socios del “Jihadi John” fueron capturados en Siria por fuerzas kurdas pro americanas. Así fueron bautizados por el periodista francés Didier Francois, que estuvo detenido por ellos junto a otros franceses y vivieron para contarlo, por su acento británico. Al menos otros tres periodistas norteamericanos fueron ejecutados por el grupo. El primer jihadi detenido fue el británico sudanés El Shafee El sheik. El segundo, Alexanda Amon Kotel o Alexander Kote, también de nacionalidad británica y convertido al Islam desde el cristianismo ortodoxo, estaba basado en Raqqa. Formaban parte del grupo de británicos liderados por el “Jihadi John” , la estrella de la célula de ejecución del ISIS. Les atribuyen al menos la participación en 20 decapitaciones, en las que aparecieron en videos de propagandas del ISIS. Eran miembros activos en el secuestro, detención y ejecución de occidentales. Su captura se produjo el mes pasado pero sólo se conoció ahora. Las autoridades británicas se niegan a comentar las detenciones.Imagen de video muestra a Mohammed Emwazi, conocido como “Jihadi John,” el líder de los “Beatles”. Fue muerto en noviembre del 2015./ AP ARCHIVO Mirá también El grupo ISIS decapitó a otro rehén, un trabajador humanitario británico “Nosotros no hacemos comentarios sobre individuos o investigaciones en curso”, afirmó un portavoz de la cancillería británica, al rechazar confirmar o no la captura. Entre sus víctimas se encuentran los periodistas norteamericanos James Foley y Steven Sotloff , más el trabajador humanitario Peter Kassig. El “jihadi John”, que se llamaba Mohammed Emwazi, fue muerto en noviembre del 2015 por un drone en Raqqa y asesinó a un taxista humanitario británico, Alan Henning. El cuarto miembro de The Beatles es Aiune Davis. Fue encarcelado en Turquía en mayo y condenado a siete años de prisión por crímenes terroristas. Pero oficiales británicos, bajo el anonimato, consideraban las capturas como “un tesoro de inteligencia”. Ellos esperan que en los interrogatorios puedan saber de la suerte de John Cantlie, el periodista británico que permanece en cautiverio en manos del ISIS desde el 2012, que usaban para hacer reportajes de propaganda dirigido a los países occidentales. La última vez que se lo vio fue en la batalla de Mosul en diciembre del 2016, recapturada por las fuerzas iraquíes de manos del ISIS. Desde entonces no se tienen noticias de él.Caen los dos últimos “Beatles” del ISIS: El Shafee Elsheikh. Fuentes de inteligencia británicas sostienen que Kotey, que vivía en Londres en Sheperd´s Bush, y Elsheik, de White City, un británico de origen sudanés y reclutador del ISIS, fueron detenidos por las Fuerzas Democráticas Sirias.Trataron de esconder sus identidades porque Kotel estaba en la lista negra de los terroristas más buscados. Pero sus identidades fueron detectadas por impresiones digitales y medidas biométricas. El Departamento de Estado norteamericano confirmó en la noche del jueves que estaba en contacto con sus aliados británicos para decidir su suerte. “Es altamente probable que los kurdos entreguen a los detenidos a los norteamericanos y no a los británicos”, alertó una fuente diplomática. Pero las fuerzas especiales británicas están trabajando a lo largo del río Eufrates junto a los kurdos sirios en el área por muchos meses.Caen los dos últimos “Beatles” del ISIS: Alexanda Kotey. Los periodistas franceses que sobrevivieron la detención de los Beatles recordaron sus brutales torturas, humillaciones y crueles asesinatos de otros rehenes en manos de ellos y sus personalidades psicopáticas y obsesiones. Junto a Mohammed Emwazi o “Jihadi John”, la cara de las decapitaciones del ISIS, todos crecieron y eran amigos en el oeste de Londres antes de decir unirse al Estado Islámico en Siria como combatientes. El Shafee Elsheikh tiene 38 años, nació en Sudán y fue mecánico. Según su madre, lo radicalizó un imán localmente en Londres. Partió a Siria en el 2012. Aine David, 33, es un traficante de drogas en Hammersmith en Londres, que se convirtió al Islam y también viajó a Siria en el 2012. Fue llevado a Turquía en el 2015 y condenado por terrorismo. Alexanda Amon Kotey, 33, también es de Shepperds Bush. Su padre, de origen chipriota, lo crío en la fe cristiana ortodoxa y él se convirtió al Islam a los 20 años. En febrero del 2009 partió con su mujer y sus hijos a Gaza en un convoy. Su familia nunca lo volvió a ver.

Fuente