El atleta que se sometió a una tortura medieval para volver a correr

Tim Don (40), un deportista británico que compitió en triatlón, tuvo que someterse a una tortura que se empleaba en la época medieval para recuperarse. Su historia la contó en el documental “The Man with the Halo”, que está próximo a estrenarse.El pasado 11 de octubre, Don estaba enfocado en defender su récord en el Mundial de Ironman en Hawai que estaba por comenzar en tres días. Sin embargo, todo cambió inesperadamente: un auto giró para entrar a una estación de servicio en y lo atropelló mientras andaba en bicicleta.Tim ganó una medalla de oro en el Campeonato Mundial de Triatlón de 2006 (Instagram)Horas más tarde, se despertó en el hospital con la segunda vértebra rota, un hueso que conforma la columna vertebral y permite girar la cabeza. Inmediatamente, los médicos le informaron que no iba a poder competir y le recomendaron operarse. Pero un procedimiento quirúrgico iba a representar algo mucho peor para él, no iba a volver a tener movilidad en el cuello por lo que debía despedirse de su carrera como deportista. Ain’t nothing but a peanut baby !!!. Slowly getting my mobility back and loving the process @amy_quirion @johndennis55 @rallysportboulder #trainhardraceeasy #nevergiveup 🔩💪🏁 A post shared by Tim (@tri_thedon) on Jan 19, 2018 at 8:48am PST”¿No hay otra opción?”, le preguntó a los médicos, según El Mundo. Por un lado, podía usar un cuello ortopédico, pero no lo iba a ayudar a su totalidad, o sino podía someterse a un procedimiento muy doloroso: el halo.”El halo es un dispositivo de tortura medieval. Es una experiencia terrible, pero es la mejor opción si se quiere una recuperación completa sin limitaciones a largo plazo”, explicó Don. Interesting day today . Great gym session with @amy_quirion down at my new second home @rallysportboulder 😜. Followed by a check up on my halo only to find a loose pin 😔. 60min later and we have a new pin yeah, not sure how I will sleep tonight mind you.🔩🔩😴 #nevergiveup #trainhardraceeasy 📸 @dibbo4 A post shared by Tim (@tri_thedon) on Dec 13, 2017 at 4:45pm PSTEl tratamiento consiste en clavar cuatro clavos de titanio en la cabeza del paciente, dos en la frente y dos atrás, unirlos con una circunferencia y colocar dos barras de metal para formar un busto.En este sentido, el atleta afirmó apenas comenzó su recuperación: “Si voy a recuperarme, voy a empujar mis límites para hacerlo lo antes posible y lo mejor que pueda. Si soy capaz seré incluso mejor que antes”.Mirá también Solange Witteveen: “Me fui a vivir a un país en el que no saben que hay atletismo en Argentina”El halo le causó horas de insomnio, vómitos y supuraciones en la frente. Durante 12 semanas debió estar inmóvil, a tal punto que durmió sentado, pero todo terminó el 3 de enero.En su cuenta de Instagram publicó el momento en el que le sacaron el sujetador: “Cinco agujeros en mi cabeza, pero soy feliz. Es una sensación increíble la de ser libre”. Big day today halo free and 5 holes in my head but sooo HAPPY. Its an unbelievable feeling to be free, so many people to thank so many 😘. Now we go to work all about @ironmantri Kona18 #trainhardraceeasy #halo #nevergiveup 📸🎥 @dibbo4 A post shared by Tim (@tri_thedon) on Jan 3, 2018 at 3:31pm PSTEl sábado compitió en la primera maratón desde que tuvo el accidente. El ganador de una medalla de oro en el Campeonato Mundial de Triatlón de 2006 agradeció en su perfil a todos lo que lo acompañaron en estos últimos meses, principalmente a Kelly, su esposa, a quien calificó de “increíble”.”No sé si todo esto dará resultado. Sólo quería darme otra oportunidad porque sabía que podía ser más rápido. Todo el mundo va intentar batir mi récord del mundo y yo no quiero. Quiero ser el mejor de los mejores, sin importar lo que ocurra, y haré todo lo que se necesite para lograrlo”, afirmó.

Fuente