Campeones mundiales del papelón

Nada bueno puede salir de quienes dividen 75 por 2 y les da 38. Un nuevo papelón internacional por duplicado acaban de protagonizar los dirigentes del fútbol argentino, en asociación lícita con el cuerpo técnico y los jugadores de la Selección que intervendrán en el Mundial.Hace tres mil años que Medio Oriente es una zona en conflicto pero se enteran ahora que en Israel y sus difusas fronteras hay problemitas. Se desayuna Tapia, de sólidos vínculos políticos, por lo tanto no ignorante de lo que ocurre en el mundo. Y Angelici, el hombre fuerte de la AFA, quien tampoco puede alegar ignorancia. También toma nota Messi, que vive en Barcelona donde el año pasado una Traffic arrasó con una multitud en las Ramblas. Y los que juegan en Inglaterra, donde hace justo un año estalló una bomba en el puente de Londres. O los que están en París, en cuyo Stade de France se frustró parte de un atentado antes de que jugaran Francia-Alemania. ¿Ahora advirtieron que Jerusalen es peligrosa? ¿Es más peligrosa que otras ciudades?, ¿Cuánto?La cadena de despropósitos no reconoce confesiones. La AFA, la Selección, también desairó al Papa. Mientras desde el Vaticano anunciaban la visita del plantel a Francisco, en Barcelona lo desmentían. Ni el más anticlerical se habría animado a tanto, sin justificarse. Campeones de la diplomacia, en Roma rápidamente tendieron una mano y dijeron que esperaban recibir a la Selección “con la Copa” al término del Mundial. Sólo faltó que los 23 y Sampaoli le cantaran “de qué barrio sos, Bergoglio, de qué barrio sos”.¿Se puede ser tan torpe?, ¿Durante cuánto tiempo?, ¿Es posible crear tan malas condiciones a un equipo a una semana de una competencia de la magnitud de un Mundial?. ¿Puede un grupo ser tan autodestructivo?.

Fuente