Destino Praga, Estación París: una obra sobre la amistad y los ideales

Poco después de la caída del Muro de Berlín, en 1989, seis amigos de distintos lugares del mundo coinciden en Praga durante la llamada Revolución de Terciopelo. La vida los separa y los vuelve a unir 30 años después, con los recuerdos aún a flor de piel. Ese es el eje de Destino Praga, Estación París, que se presenta en la sala La Mueca, en Palermo.Basada en la novela homónima de Sergio Faraudo, el autor y el director Osvaldo Peluffo hicieron la dramaturgia y convocaron a once actores y actrices para representar a estos personajes desdoblados en dos momentos de la trama.
Newsletters Clarín

Viva la música | Te acercamos historias de artistas y canciones que tenés que conocer.

Todos los jueves.

Recibir newsletter

(function ( $ ) ;
suscribo = function (options, mail, grupo) ,
success: function (response) ;
nl_pass_data.hitType = “event”;
nl_pass_data.eventCategory = “news_caja_nota”;
nl_pass_data.eventAction = “load_modal_suscripcion”;
nl_pass_data.eventLabel = “confirmacion_atodorock”;
sendGAPageview(nl_pass_data);
openModal(path);
}
});
}
consulto = function (options) ,
success: function (response) else
}
});

}
authenticate = function () else
}
getIdPase = function ()
return idPase;
}
execute = function (options)
openModal = function (path) ,
callbacks: ,
open: function ()
}
});
}

execute(options);
}
}( jQuery ));
$(‘.newsletter-embeb figure, .newsletter-embeb .mt h4, .newsletter-embeb .mt .data-txt, .newsletter-embeb .mt .bt’).on(‘click’, function () ;
nl_pass_data.hitType = “event”;
nl_pass_data.eventCategory = “news_caja_nota”;
nl_pass_data.eventAction = “clickarea”;
nl_pass_data.eventLabel = “caja_atodorock”;
sendGAPageview(nl_pass_data);
});
$(document).on(“wa.login”, function(e, user)
});
“La historia que cuenta la novela es un recorrido por el viaje utópico e iniciático de estos jóvenes. Y para la obra de teatro lo transformamos en thriller político, porque ahí yo hacía pie”, dice Peluffo. “Aunque las cosas han cambiado mucho, de alguna manera, el espíritu de esos jóvenes militantes de entonces está presente en los de ahora”.

“Destino Praga, Estación París”. La obra se presenta los viernes y sábados en el teatro La Mueca.

La Revolución de Terciopelo fue un movimiento de protesta que se caracterizó por ser pacífico y enfocado en desprenderse del sistema comunista checoeslovaco y del soviético. “Pero como siempre sucede, la traición y la represión no estuvieron ausentes, algo que también está representado en la obra”, asegura Peluffo.París es el punto de encuentro donde los amigos idealistas de treinta años atrás confluyen para volver a Praga juntos y reencontrarse con todos los fantasmas y las cuentas pendientes.

“Destino Praga, Estación París”. Uno de los escenarios es la Revolución de Terciopelo, ocurrida en Checoslovaquia en 1989.

La amistad, el amor, los sueños y los imprevistos marcan los destinos de estos personajes que van y vuelven en el tiempo continuamente. Para darle verosimilitud al recurso, la obra apela al juego paralelo de los personajes desdoblados en el escenario. El elenco surgió de un casting, porque era fundamental que los actores y actrices de hoy y los de hace treinta años tuvieron un parecido físico importante.Así es como se armaron duplas (excepto en uno de los casos por una cuestión de argumento), que permiten al espectador imaginar las dos etapas en sus vidas. Ellos son Fernando Atias, Veronika Ayanz, Augusto Martínez, Alexia Martinovich, Alejandro Maseret, Alejandro Naviliat, Fabian Pérez, Fabio Rosenstein, Marcelo Smolovich, Nicole Suli y Nicolás Valenzuela.

Encuentros y desencuentros. Uno de los ejes de la obra Destino Praga, Estación París.

La iluminación y una pantalla en el fondo del escenario (con algo de cinematográfico) son otros de los recursos que colaboran para recrear estos distintos momentos en las dos ciudades europeas.”En realidad, aunque son once personas en escena, los personajes son 17, porque alguno de ellos representa a más uno”, aclara Peluffo. “Me gusta el número 17, tiene mucho simbolismo y por eso escribí 17 escenas pensando en que el 17 de noviembre se cumplen los 30 años de este levantamiento pacífico en Praga”, asegura. “Nosotros también tenemos otro 17, el de octubre de 1945, que es muy significativo”.Según el director, el enemigo antes era fácil de identificar, pero ahora no está tan claro y lamentablemente hay situaciones que se repiten una y otra vez de distinta manera en diferentes lugares del mundo.”En nuestra historia argentina también tenemos un segmento que fue muy doloroso, durante la dictadura, y sabemos muy bien de qué se trata. Tal vez el problema está en el corazón humano”. En la novela, que está relatada como diario de viaje, hay algo autobiográfico mezclado con pura ficción. “De alguna manera, con la obra hacemos un homenaje a las futuras generaciones que seguirán luchando por los ideales y la libertad”.Dónde y cuándoDestino Praga, Estación París va en el Teatro La Mueca, José Antonio Cabrera 4255. Funciones: viernes a las 20 y sábados a las 21. Entradas: $400.WD

Fuente